dilluns, 20 de setembre de 2010

El estremecimiento de las mallas

Sus glúteos danzarines
aplastan con saña el sillín
de la bicicleta estática.
Ese culo que se desparrama
en un vaivén multicolor.


De frente,
aprisionadas,
bailan las ubres.

De mi poemario "Mano sudorosa"


36 comentaris:

la desanchá ha dit...

Para mayor abundamiento, seguro que las mallas son fucsia brillante.

nomesploraria ha dit...

No sabría decirle. Deslumbraban.

la jardinera ha dit...

Tengo una foto que podría ilustrar perfectamente este post...

nomesploraria ha dit...

¿una foto de sus glúteos?

MK ha dit...

Si hay algo que nunca comprenderé es esa costumbre que tiene la gente de eso de ir al gimnasio , y más los primeros días de Septiembre y los primeros despues de Reyes.
Una vez entré en el Dir de Gran de Grácia porque quería ver qué pasaba allí y uff! todos aquellos cuerpos sudorosos ,con los ojos fuera de las órbitas y ensordeciendo con
una música maquinera y corriendo como posesos en bicicletas estáticas y sin moverse del sitio.Una bicicleta "estática" , valgame dios!.Huy !y qué me dices de eso con unos remos..!
Y toda esa gente corriendo, y no porque huyan de un incendio o algo así ,sólo por el gusto de hacerlo por en medio de la Diagonal ,al ladito de los tubos de escape de los coches e infartando en chándal.
No sé , que me perdonen si he ofendido a alguien pero nunca lo entenderé .

MK ha dit...

El inventor de las mallas como el de las hombreras y el del metacrilato deberían ser condenados al fuego eterno.

nomesploraria ha dit...

Yo sí la comprendo.
La dejo que me tengo que ir al gimnasio a perder los 50 pauns que me sobran.

Angeles ha dit...

¿A usted le parece bonito ese comportamiento?

Entre los talones de plexiglás y los horrores del gimnasio, no hay quien haga la digestión.

Aterrorizada estoy de pensar que será lo que le inspire su próximo poema.

nomesploraria ha dit...

Si tengo que ser sincero le diré que me parece feo, sí.
Es lo que tenemos los poetas, poetas de verdad: la capacidad de causar indigestiones e incluso sarpullidos en el alma y en las posaderas (llamadas también pompis y/o culo).
Me inspira la vida misma: los ancianos cociéndose a fuego vivo en el yacuci de la piscina municipal; las uñas de mi pescadera; la verruga peluda en el rostro del campeón chino de halterofilia…
A veces ser tan sensible es abrumador, una carga difícil de llevar. Señora.

nomesploraria ha dit...

la roña me inspira

Angeles ha dit...

Pero no me negara Sr. Nomes, que entre espeluznante y roñoso hay un abismo. Además, después de pelearme con la manzana para meter dentro el pescado me lave muy bien las manos, quedando tan solo, un leve aroma a “Mar” en el ambiente, sus moluscos son infinitamente peores...

Por nada del mundo es comparable lo suyo con lo mío…donde vamos a parar…manos sudorosas...puajjjj...

nomesploraria ha dit...

"Mano sudorosa" es uno de mis poemarios de mayor éxito, señora.
Traducido al vasco y al esperanto amén de otras lenguas vivas.

Le dejo un hermoso micropoema de regalo.

La mano chorrea
húmeda y fofa.
Floto en la mar oceana
de sus axilas.

la jardinera ha dit...

¡guarrete!

Angeles ha dit...

....Puajjjjjjjjj......

Ya me gustaría saber, que opinan sus santas tías de estas cochinadas suyas….con lo refinadas que parecen....

nomesploraria ha dit...

No, no, guarrete no, directamente guarro. Eso es lo que me dicen mis tietas. Me llaman guarro pero sé que mi conversación las distrae de las pesadumbres del día a día.

nomesploraria ha dit...

Además, no son cochinadas. Yo las cochinadas sólo las digo bajito, al oído y en ocasiones especiales.

frikosal ha dit...

Yo creo que va por buen camino. Sus poemas son un canto a la vida.

Nmp ha dit...

Un canto a la vida y a la belleza. Lo sé.

frikosal ha dit...

Es que ya está bien de edulcorar la realidad. Ayer mismo reventó la cloaca en el parking, encima de mi coche, y ahora debo pisar los excrementos que yo mismo había defecado un rato antes para poder acceder al interior del vehículo. Ah si yo tuviera su sensibilidad, que oda compondría..

nomesploraria ha dit...

Mi querido y Egregio Agrimensor Frikosal:
un buen principio para su oda sería éste:

El sumidero reventó en mi parabrisas.
Ahora lo veo todo oscuro.
Parece mentira como la inmundicia lo tiñe todo de color marrón caca.

Cuando me apeo
dejo un rastro
de mierda
en la acera.

diminuto blog ha dit...

El ejercicio es bueno. Cuando está embutido en mallas, mejor.
Ese brillo de mallas, tan solo equiparable al brillo amelocotonado de la calva de un calvo, pero más atractivo.

nomesploraria ha dit...

Su comentario desborda simpatía cual culo en un sillín. Y no precisamente diminuto (el culo, no el sillín)

diminuto blog ha dit...

;-)

la jardinera ha dit...

Aparte de estar como cabras, veo que os gustan mucho los culos...

nomesploraria ha dit...

Culo, ha dicho culo. Oh.

liuva ha dit...

La vida es bella
si en tu parabrisas
la caca no se estrella.

nomesploraria ha dit...

Y si no se estrella la inmundicia en el parabrisas la vida también puede ser bella.
Eso sí, de color marrón (caca).

frikosal ha dit...

Desengáñense: la mierda es lo único que nunca engaña.

nomesploraria ha dit...

Ni el silibán. El Silibán tampoco engaña

nomesploraria ha dit...
L'autor ha eliminat aquest comentari.
nomesploraria ha dit...

Señora anónima:
Digamos que mi amiga de la bicicleta estática es menos explícita, más voluptuosa, más casta y sobretodo, mucho más flácida.
Ella rebosa lo rebosable.

nomesploraria ha dit...

El comentario eliminado no lo he eliminado yo. Era un anónimo con un link a este vídeo:
http://www.dailymotion.com/video/xb51f1_sexy-spinning_sexy

Es curioso porque he recuperado el comentario de mi correo y pegado tal cual aquí y no se deja publicar. Qué cosas.

...antidoto esencial ha dit...

Misterios de Can Blogspot.
(yo no he sido)

nomesploraria ha dit...

ah no? no me extrañaría nada señora antimonio existencial.
¿No será usted la del vídeo?
Me la imagino más rellenita y rubia platino/teñida. No me lo pregunte porque no sé por qué.

...antidoto esencial ha dit...

(demasiado cansada para replicar...
Mañana.Buenas noches)

El futuro bloguero ha dit...

Cuando leí esta entrada andaba mal de tiempo para comentar. Me acordé de la famosa serpiente multicolor con la que describían el tour los de Radio Caracol, creo, y trasladándolo a su imagen de las mallas, no supe ni qué pensar.

Luego pensé glosar su entrada con un terrible jaikú, pero afortunadamente me contuve.

Aprovecho ahora, paso, saludo y me retiro discretamente. Los gimnasios me dan casi mas repelus que las mallas. Por eso me siguen sobrando algunas poooooooooooounds.

Abrazo